Skip to content
VM Samael Aun Weor, VM Kwen Khan: Psicologia Alquimia Astrologia Meditación Cábala Gnosis
Quien quiera liberarse de la rueda fatal del Samsara, tiene que disolver el Yo y encarnar su Alma
Gnosis | VOPUS arrow Alquimia arrow La Conquista de la Piedra Filosofal

La Conquista de la Piedra Filosofal

Imprimir E-Mail
escrito por Oscar Uzcátequi (V.M. KWEN KHAN)   

Extracto del libro “EL HOMBRE ABSOLUTO", de OSCAR UZCÁTEGUI

La Conquista de la Piedra Filosofal-Dibujos Alquimicas 1-Anima Spiritus Corpus

"El hombre es atraído a la perfecta luz por cuatro caballos blancos, que son Voluntad, Fe, Ayuda y Amor. Lo que el hombre tiene Voluntad de hacer, lo hace, tiene el poder de hacerlo. Un conocimiento de ese poder es Fe, y cuando la Fe se mueve, el alma comienza a volar. La fe egoísta no nos conduce a la luz. El peregrino no está solitario en el camino hacia la luz. El hombre nunca escala las alturas sino ayuda a otro a alcanzar las alturas. Y el caballo que toma la delantera en el camino hacia la vida espiritual es el Amor, el amor puro de egoísmos".

APOLLO

En la Alquimia, el practicante y su obra u objetivo, forman desde el inicio hasta el final un solo cuerpo; ya que solo de este modo es posible vivir tal magisterio. Magisterio nos lleva por consonancia rítmica a los vocablos: Magis y Magister, tomados por los expertos en Hermetismo como: Magia y Maestro ¿Cual es la más alta de las Magias? ¡La Alquimia!, podemos contestar...y ¿cual el más alto Maestro? Aquel que conoce los secretos más profundos de su Piedra magna.

El Universo-La Madre Divina Cosmica

Alquimia, Piedra y Artificio, o ARTE MARAVILLOSO que la envuelve, son por lo tanto un trinomio igualmente inseparable. Todo procede de la PIEDRA y ha de regresar a su Piedra, decían los filósofos alquímicos. Tal Piedra, querido lector, es el mar inextinguible de donde emanas tú y la creación. La Piedra de todo esplendor, tan celosamente nombrada con miles de vocablos alegóricos, es primero líquida, mas tarde gaseosa, luego se hace sólida y finalmente asume carácter ESPIRITUAL.

Conocer, cognoscitivamente, este Arte Regio, ha sido durante milenios el objetivo primordial de muchas personas que han consagrado la totalidad de sus vidas y hasta han invertido en tal búsqueda todas sus fortunas con la sola idea de convertirse en INMORTALES y ser inmunes a toda enfermedad, ciclo social, influencias cósmicas, etc., etc., etc. Lamentablemente, a veces porque los grupos humanos no estuvieron a la altura de las circunstancias, otras porque la élite de Hermanos Mayores no concedió el permiso y en muchas ocasiones porque la Iglesia fracasada perseguía la Alquimia por considerarla herejía, no fue posible, que muchos anhelantes viesen cristalizados sus sueños de conocer el Secreto Secretorum y su Magisterio o Modus Operandis. De este modo, tan solo un reducido grupo humano se menciona en las páginas del esoterismo alquímico, como poseedores de la GEMA PRECIOSA o realizadores del MAGNUS OPUS.

Mutus Liber

Por las circunstancias antes descritas, la Alquimia ciertamente se llenó y se rodeó de símbolos, leyendas, ritos, acertijos y un sin fin de velos más, todo lo cual contribuyó a que fuese tomada como una quimera o tarea de "locos", "utopistas", "fantasiosos", "holgazanes" y en el mejor de los casos "ignorantes supersticiosos"...

Empero, por encima de quienes no aceptan la realidad de la Alquimia y la niegan rotundamente, existen documentos veraces que testimonian multitud de logros trascendentales en relación al Arte que hace del hombre común y corriente un auténtico MUTANTE, capaz de transformar los elementos naturales, mutar un metal en otro y lo que es más interesante aun: “COAGULAR la divinidad en sus humanas personas”. Veamos:

La Alquimia Sexual-Auto realización Íntima del Ser

"Después del nombre celebre de Artefio (hacia 1130), la nombradía de Maestros que lo suceden consagra la realidad hermética y estimula el ardor de los aspirantes al Adeptado. En el siglo XIII, vive el ilustre monje ingles Roger Bacon, a quien sus discípulos llaman “Doctor Admirabilis” (1214-1292) y cuya enorme reputación se hace universal. A continuación, viene Francia con Alain de L'Isle, doctor por París y monje del Cister (muerto hacia 1298); Cristóbal el Parisiense (hacia 1260) y Arnaldo de Vilanova (1245-1310), mientras que en Italia brillan Tomas de Aquino, Doctor Angelicus (1225) y el monje Ferrari (1280)".

La Alquimia Intima-Auto realización Íntima del Ser

"El siglo XIV ve surgir a toda una pléyade de artistas. Raimundo Lulio “Doctor Iluminatis”, franciscano español (1235-1315); Juan Daustin, filósofo inglés; Juan Cremer, Abad de Westminster; Ricardo, llamado Roberto el inglés, autor de Correctum Alchymiae (hacia 1330); el italiano Pedro Bon de Lombardía; el Papa francés Juan XXII (1244-1317); Guillermo de París, patrocinador de los bajo relieves herméticos del Atrio de Notre-Dame; Jehan de Meun, llamado Clopinel, uno de los autores del Roman de la Rose (1280-1364); Grasseo, llamado “Hortulano”, comentarista de la Tabla de Esmeralda (1358) y finalmente, el más famoso y popular de los filósofos franceses, el alquimista Nicolas Flamel (1330-1417)”.

"El siglo XV marco el período glorioso de la ciencia y La Alquimia Sexual-El Secreto Secretorum sobrepasa aún los precedentes, tanto por la valía como por el número de Maestros que lo han ilustrado. Entre estos conviene citar en primer lugar a Basilio Valentín, monje benedictino de la Abadía de San Pedro, en Erfurt, electorado de Maguncia (hacia 1413), el artista más considerable, tal vez, que el Arte Hermético haya producido nunca; a su compatriota el Abad Tritemo; a Isaac el holandés (1408); a los dos ingleses Thomas Norton y George Ripley; a Lambsprinck; a Jorge Aurach, de Estrasburgo (1415); al monje calabrés Lacini (1459); y al noble Bernardo Trevisan (1406-1490), que empleó cincuenta y seis años de su vida a la prosecución de la Obra y cuyo nombre quedará en la historia alquímica como un símbolo de tesón, de constancia y de irreductible perseverancia."

Dibujos Alquimicas 2

"A partir de este momento, el hermetismo cae en descrédito. Sus mismos partidarios, amargados por la falta de éxito, se vuelven contra él. Atacado por todas partes, su prestigio desaparece, el entusiasmo decrece y la opinión cambia. Operaciones prácticas, recogidas, reunidas y luego reveladas y enseñadas, permiten a los disidentes sostener la tesis de la nada alquímica, y arruinar la filosofía echando las bases de nuestra química. Seton, Wenceslao Lavinio de Moravia, Zacarías y Paracelso, son, en el siglo XVI, los únicos herederos conocidos del esoterismo egipcio del que el Renacimiento ha renegado tras haberlo corrompido. Rindamos, de pasada, un supremo homenaje al ardiente defensor de las verdades antiguas que fue Paracelso. El gran tribuno merece por nuestra parte un eterno reconocimiento por su última y valiente intervención que, aunque vana, no por ello deja de constituir uno de sus mejores timbres de gloria. El Arte hermético prolonga su agonía hasta el siglo XVII y, por fin, se extingue, no sin haber logrado dar al mundo occidental tres vástagos de gran envergadura: Láscaris, el presidente d'Espagnet y el misterioso Ireneo Filaleteo, enigma vivo cuya personalidad jamás pudo descubrirse."

Después de esta descripción necesaria de estos valores humanos que surcaron el cielo alquímico encontrando su amalgama preciosa y dando muestras de los dones que esta otorga, insertamos para nuestro lector, presintiendo que quizás no tenga muchas nociones de este Ars Laborioso y Magno, las palabras del gran Maestro Fulcanelli que nos hablan acerca de cómo apareció en nuestro mundo occidental, esta noble “Ciencia de las Transmutaciones”:

Dibujos Alquimicas 3

"Nacida en Oriente, patria del misterio y de lo maravilloso, la Ciencia Alquímica se ha expandido por Occidente a través de tres grandes vías de penetración: bizantina, mediterránea e hispánica. Fue, sobre todo, el resultado de las conquistas árabes. Este pueblo curioso, estudioso, ávido de filosofía y de cultura, pueblo civilizador por excelencia, constituye el vínculo de unión, la cadena que relaciona la antigüedad oriental con la Edad Media occidental. Desempeña, en efecto, en la historia del progreso humano, un papel comparable al que correspondió a los fenicios, mercaderes entre Egipto y Asiria. Los árabes, discípulos de los griegos y de los persas, transmitieron a Europa la ciencia de Egipto y de Babilonia, aumentada por sus propias adquisiciones, a través del continente europeo (vía bizantina), y hacia el siglo VIII de nuestra Era. Por otra parte, la influencia árabe se ejerció en nuestros países a la vuelta de las expediciones de Palestina (vía mediterránea), y son los cruzados del siglo XII quienes importan la mayor parte de los conocimientos antiguos. Finalmente, más cerca de nosotros, en la aurora del siglo XIII, nuevos elementos de civilización, de ciencia y de arte, surgidos hacia el siglo VIII del África septentrional se extienden por España (vía hispánica) y vienen a acrecentar las primeras aportaciones del foco greco-bizantino".

Dibujos Alquimicas 4

Muy a pesar de todo lo antes descrito, hemos de decir al lector, que el lenguaje alquímico perseguía un solo fin: “AUTORREALIZAR AL HOMBRE COMUN, LIGARLO CON LA DIVINIDAD QUE INTRÍNSECAMENTE Y QUE LAMENTABLEMENTE IGNORA QUE POSEE”. Y para ello hablaron los filósofos o artistas alquímicos de tres substancias sacratísimas con las cuales ello era posible, es decir, conseguir la PIEDRA FILOSOFAL o lo que es lo mismo: “LA LUZ ETERNA, DIOS DENTRO DE NOSOTROS...”

Para tener acceso al conocimiento de dónde, cómo y de qué estaban constituidos esos elementos (sal, azufre y mercurio), los aspirantes tuvieron, en siglos pasados, que dedicar toda su vida a encontrar un “Magister (Maestro)” que les revelara "de labios a oídos" el GRAN ARCANO que encerraba la explicación concreta de tales substancias y el modo de operar con ellas. Algunos de esos aspirantes murieron sin conocer este "Artificio" y otros, aunque llegaron a conocerlo, no les fue posible operar con el mismo dada la edad avanzada en que se encontraban.

Dibujos Alquimicas 5

Pero a todo esto hay que añadir, que si alguien lograba descubrir las verdaderas naturalezas a las que hacían alusión los términos “Sal, Azufre y Mercurio”, tendría, sin embargo, que luchar muchísimo para llegar a saber cómo operar con esas sustancias. Sobre el Secretorum de la elaboración del Elixir que daría origen a la Piedra Preciosa. Uno de los alquimistas más calificados como "claros" nos dice lo siguiente:

"Que aprendan, pues, los investigadores antes de emprender nuevos gastos, lo que diferencia el primer mercurio del mercurio filosofal. Cuando se sabe bien lo que se busca, resulta más cómodo orientar la marcha. Que sepan que su disolvente o mercurio común es el resultado del trabajo de la naturaleza, mientras que el mercurio de los sabios constituye una producción del Arte. En la confección de éste, el artista, aplicando las leyes naturales, conoce lo que quiere obtener. No sucede lo mismo con el mercurio común, pues Dios prohibió al hombre penetrar en su misterio. Todos los filósofos ignoran, y muchos lo confiesan, cómo las materias iniciales puestas en contacto reaccionan, se interpenetran y, al fin, se unen bajo el velo de tinieblas que envuelve, desde el comienzo al fin, los intercambios íntimos de esta singular procreación. Dibujos Alquimicas 6 Ello explica por qué los escritores se han mostrado tan reservados con relación al mercurio filosófico cuyas fases sucesivas el operador puede seguir, comprender y dirigir a su gusto. Si la técnica reclama cierto tiempo y demanda algún esfuerzo, como contrapartida es de una extremada simplicidad. Cualquier profano que sepa mantener el fuego la ejecutará tan bien como un alquimista experto. No requiere pericia especial ni habilidad profesional, sino sólo el conocimiento de un curioso ARTIFICIO que constituye ese SECRETUM SECRETORUM que no ha sido revelado y, probablemente no lo será jamás. A propósito de esta operación, cuyo éxito asegura la posesión del Rebis Filosofal, Jacques le Tesson citando a Damasceno, escribe que este Adepto, en el momento de emprender el trabajo, miraba por toda la estancia a fin de comprobar que no hubiera moscas allí dentro, queriendo significar con ello que nunca es excesivo el secreto, dado el peligro que puede acarrear".

"No nos corresponde explicar en que consiste el artificio utilizado en la producción del mercurio filosófico. Sintiéndolo mucho y pese a toda la solicitud que tenemos para con los hijos de la ciencia, debemos imitar el ejemplo de los sabios, que han juzgado prudente reservar esta insigne palabra. Nos limitaremos a decir que ese mercurio segundo o materia próxima a la Obra es el resultado de las reacciones de dos cuerpos, uno fijo y el otro volátil. El primero, velado bajo la denominación de oro filosófico, no es en absoluto el oro vulgar. El segundo es nuestra agua viva anteriormente descrita bajo el nombre de mercurio común".

¿Qué ha comprendido el lector, hasta aquí?...posiblemente nada ¿Qué ha podido quedar claro con respecto a la búsqueda de tal piedra? La respuesta, si el lector es un profano en la materia y, si es sincero, es: NADA...nada...nada

Uno de los Adeptos, cuyas palabras habían quedado renglones antes, entre comillas, afirmaba en su tiempo que "jamás" se divulgaría el artificio alquímico, pero el tiempo y las circunstancias han cambiado y, dado que la humanidad ha de definirse ante el SER (lo real) y el NO SER (el Ego animal pluralizado), la Venerable Logia Blanca ha puesto en manos públicas lo que durante milenios y siglos constituyó un terrible ARCANO; y lo ha hecho a través de su enviado en esta Era del Kali-Yuga, el Avatara de Acuario: Samael Aun Weor.

Este gran Ser nos lo explica en sus Obras como: "El Matrimonio Perfecto", "El Misterio del Aureo Florecer", "Las Tres Montañas", "El Mensaje de Acuario" y algunas otras más.

Dibujos Alquimicas 7
La Conquista de la Piedra Filosofal
AddThis Social Bookmark Button
Comentarios (1)add comment

jorge ricardo said:

 
gracias por compartir las enseñanzas de los maestros. Dios les ilumine siempre su busqueda con la bendición de rafael.
February 19, 2013

Escribir comentario

busy
 
< Celibato y Budismo Tántrico   El Amor >

Conocimiento Universal

Ciencia
Arte
Filosofía
Mística/Religión